Razones Correctas (12.7)

En el nombre del Padre, y del Hijo y del Espíritu Santo, Amén.

En esta plática tomaremos el caso especial cuando hay un embarazo de por medio y para ello nos apoyaremos en estas 2 imágenes que son muy sugestivas. Aunque son caricaturas, indudablemente son sacadas de la Vida real. E indudablemente también reflejan la triste realidad de un embarazo no deseado.

En el Tema # 11 anterior se platicó ampliamente del porque no es bueno que haya relaciones sexuales antes de formar el Matrimonio. Pero ahora el punto es que por alguna razón equivocada ya está el embarazo confirmado.

Para esto y para muchas otras situaciones no hay que tomar decisiones a la ligera, aunque si podemos recalcar algunos hechos y verdades importantes, que nos ayudaran a tomar una buena decisión y afectar lo menos posible a las partes involucradas más vulnerables.

Pongámonos en oración y analicemos si el siguiente paso que hagamos será o no una razón correcta a seguir:

–Analizar si el embarazo se dio por una intención torcida y ventajosa de alguna de las partes. Si esto fue así, resulta absolutamente reprobable esta acción deshonesta y es lógico pensar que no se augura un buen futuro a la relación.

–Analizar si el embarazo se dio por una mera atracción mutua, física y fugaz y no hay ningún asomo de sentimiento más allá de lo físico que pudiera hacer que las partes quieran luchar por esa relación. Probablemente de común acuerdo cada quien decidirá ir por su lado.

–Analizar si el embarazo se dio por un imperdonable descuido por ambas partes, al propiciar el ambiente idóneo para tener la relación. Aunque a todas luces ambos lo reconocen y están convencidos de su Amor mutuo. Es esperanzador pensar que la relación puede ir por buen camino.

Pudiéramos hacer algunos planteamientos más, pero estos básicamente son los mas comunes. Y aquí recalcamos una cosa: “En ningún caso se debe ni siquiera pensar en abortar”. Ya bastante grande e inmaduro es el error, como para que todavía lo queramos llevar a un grado de estupidez superlativa y queramos deshacernos del producto de esta relación. Definitivamente, ¡No se vale!

Hombre y Mujer Comprometidos: el tener una relación sexual antes de formar el Matrimonio crea un compromiso fuerte, y el que resulte un embarazo de esa relación sexual crea un compromiso aún mayor. Que no lo queramos aceptar o ver de esa manera es una cosa diferente. Pero el compromiso ahí está y es de Hombres Verdaderos y de Mujeres Verdaderas, enfrentar la situación y atorarle a la bendición que está por venir.

¡Que Dios todopoderoso te bendiga a Ti y a tu pareja!

Señor Jesucristo, muéstranos el Camino, pues queremos seguirte; enséñanos la Verdad, pues no queremos equivocarnos; y tómanos a mi pareja y a Mí, fuertemente de tu mano bendita para no alejarnos de esta Vida que nos permitirá permanecer contigo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.