Compromisos (13.8)

En el nombre del Padre, y del Hijo y del Espíritu Santo, Amén.

Pensamos que, para casi todo el mundo, “El Matrimonio es sinónimo de Compromiso” y así es, y así debe ser, ni más ni menos.

Por eso es muy común la respuesta de algunas personas al mencionar que no se han casado, “porque no quieren tener Compromisos”.

Definitivamente “El Compromiso es Inherente al Matrimonio”, simple y sencillamente para que exista un Matrimonio saludable y no pierda en ningún momento su esencia que es: “La Formación de seres humanos excelentes”.

Es importante la fase de “poder hacer” y “saber hacer” los Compromisos, pero aún más importante es la fase de “querer hacerlos”, lo cual es decisión de cada persona.

Aunque lo que se ve a diario en todas partes (y que también es parte de la sabiduría mundial) es que: “Una persona que hace Compromisos, enriquece su personalidad y aprovecha todo su potencial”, por una sencilla razón: “El cumplir Compromisos en cualquier faceta de la Vida, indudablemente es una señal de Madurez”.

Entonces será muy bueno si podemos reflexionar en las siguientes propuestas:

–El Matrimonio te “convence” de la necesidad de hacer y cumplir varios Compromisos, y por lo tanto el Matrimonio te “predispone” a madurar y a ver la Vida de una manera muy diferente, de cómo la vería una persona que se compromete muy poco o no se compromete con nada.

–Indudablemente el hacer y el cumplir con los Compromisos es una Condición necesaria para que un Matrimonio vaya por el buen camino.

–Cada Compromiso cumplido son pasos firmes hacia la Madurez y Felicidad de la Pareja.

–Cada Compromiso cumplido son cimientos fuertes que soportarán los embates que se presenten en la Vida en Pareja.

–Cada Compromiso cumplido refuerza y confirma la Confianza y la Fidelidad de la Pareja.

–Cada Compromiso cumplido refuerza y fortalece la Voluntad y Disciplina de la Pareja.

Hombre y Mujer Comprometidos: sigan ahora como Esposos comprometidos, vivan cada hora comprometidos, luchen cada día comprometidos y así su Vida juntos será un extasiante Compromiso Cumplido.

Y recuerden, que debemos buscar ser reconocidos, NO como “Una pareja muy bonita”, sino como “Un Tremendo Equipo ganador”.

¡Que Dios todopoderoso te bendiga a Ti y a tu pareja!

Señor Jesucristo, ayúdanos a discernir cuales son las enseñanzas que más necesitamos aplicar para nuestro caso en particular, obtenidas de este Curso de Formación. Somos “Materia Dispuesta” y queremos que tus manos benditas nos moldeen a tu imagen y semejanza, para dar muchos frutos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.