Diferentes Escenarios (16.11)

En el nombre del Padre, y del Hijo y del Espíritu Santo, Amén.

Algo que nos ha enseñado la Vida y la Historia y que probablemente todos tengamos ejemplos que mencionar, es el hecho de que cuando uno es empleado de alguna empresa, “No importa que tan bueno seas en tu trabajo o que tan indispensable o insustituible te sientas, siempre llegará un momento en que el empleador nos despedirá sin ninguna consideración”, entonces,

-¿Para qué afanarnos tanto, más allá del cumplimiento profesional?

-¿Para qué tanto compromiso, más allá del adquirido por contrato?

-¿Para qué tantas horas extras sin pago, sacrificando la convivencia Familiar?

-¿Para qué tanta entrega más allá del deber, perdiendo confianza Familiar?

Nuevamente hacemos referencia a la “Escala de Prioridades” presentada en la lección # 16.4, la cual volvemos a recalcar que ha sido preparada por los expertos en la materia.

“Y si esto no se vive así, seguramente habrá un desequilibrio en la relación, con los subsecuentes problemas y situaciones inesperadas”.

1—Cónyuge.

2—Diálogo y Comunicación.

3—Relaciones sexuales.

4—Hijos.

5—Espiritualidad.

6—Trabajo……….7, 8, 9, 10, 11 y 12

En la lección # 16.5 ya se han dado algunos ejemplos de cómo funciona esta escala, pero en pocas palabras significa que el Trabajo no se debe anteponer a las primeras 5 prioridades de la lista.

““Un caso muy triste es el resultante en muchos casos, del clásico Padre de Familia que durante muchos años les tomó fotografías a sus hijos pequeños en cada uno  de sus cumpleaños y en su trayectoria por las escuelas primaria y secundaria. Y un buen día cuando sus hijos ya están estudiando una carrera profesional, se le ocurre revisar los álbumes de fotos y cuál es su asombro y admiración que no se acuerda de los detalles de cuando sus hijos estaban pequeños. ¡Literalmente se perdió los años maravillosos de sus Vidas pequeñas! ¡Literalmente se refugió en su trabajo, pensando que su patrón lo iba a considerar algún día!””

–Se dedicó a ser proveedor, pero no educador.

–Se dedicó a ser el fotógrafo, pero no el conocedor de sus sueños e ilusiones.

–Se dedicó a trabajar, pero no a convivir ni jugar con ellos.

–Se dedicó a ser espectador, pero no a ser parte del diálogo y comunicación con ellos.

“¡Pobre Padre de Familia!, perdió su oportunidad de ser el Mejor”

“El Tiempo perdido jamás se recupera, la Vida perdida nunca se recupera, a lo más que podemos aspirar es sólo a aprovechar los días que nos quedan”.

Hombre y Mujer Comprometidos: Al hablar de los Hijos, aparentemente pensarán que nos estamos adelantando mucho, pero creemos que vale la pena mencionar una de las causas por qué algunos de nuestros descendientes, crecen inseguros, tímidos, acomplejados, no deseados, solo por mencionar algunos de los resultados del abandono temprano, por causa del Trabajo extra.

¡Cumplamos nuestro rango de prioridades pensando en el Bienestar y éxito Familiar!

¡Que Dios todopoderoso te bendiga a Ti y a tu pareja!

Padre Santo Jesucristo, te consagramos también nuestro trabajo diario, danos el discernimiento necesario para equilibrar nuestros recursos como Matrimonio y guiados con tu venia bendita hacer de nuestra Familia, una de las más Felices que jamás hayan existido y plena de metas, logros, sueños, proyectos y anhelos cumplidos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.